Parábola del mundo interior

Autor: Padre Felipe Santos Campaña SDB



Maestro, a los que amamos tus sendas , nos resulta familiar la palabra de mundo interior. Como tú dices: el espíritu es fuerte y la carne débil. Muchas veces hablaste de este mundo y de su preparación.

- ¿Por qué insistes tanto en este mundo interior?
- Conocí a un joven que externamente lo tenía todo: guapo, dinero, oro, trajes, amigas...
- Pero un día alguien de mi discipulado le preguntó:¿ Te sientes plenamente feliz con tanta cosa?
- No, contestó el joven. No sé a veces ni qué hacer?
- ¿ Cómo anda tu mundo interior?
- ¿Qué es eso? Es el centro motor de tu persona de donde arranca el valor, el equilibrio, lo religioso, lo justo, noble y loable de la vida concebida de forma bella.
- Es el mundo que te permite hacer frente al egoísmo, a enfrentarte con el diablo y acercarte a Dios.
- Le gustó tanto que fue poco a poco soltando lastre para quedarse con un mundo interior rico.

¿Cultivas y preparas tu mundo interior?

ORACIÓN DEL MAESTRO: Padre celestial, tenemos que estar contentos gracias a la buena acción de hoy por parte de nuestro discípulo. Como él hay cada vez más gente. Se han dado cuenta que el cultivo del mundo interior es la base para sentirse bien allá en la tierra y, al mismo tiempo, se preparan para su entrada en el cielo.


PRECES

- Por la juventud: para que se prepare en todos sus aspectos de vida humana y cristiana, roguemos al Señor
- Añade tus intenciones


Señor, hoy te felicitamos por haber dado entrada en tu mundo a ese joven. Te decimos: Padrenuestro